¿Existe el cielo, el infierno y el purgatorio?

Primera parte

https://2.bp.blogspot.com/-Ry37vIYSB5g/UTDXNCZVBmI/AAAAAAAAAPQ/ZoOg2WPtGvQ/s1600/cieloinfierno.jpg

ANALICEMOS UN POCO:

 

Hola estimados lectores, hoy queremos hablar de cosas fuertes. Muchos hemos vivido con la idea de que existe un cielo, un infierno e inclusive algunos ASEGURAN que existe el purgatorio, bueno precisamente de eso hablaremos PERO con SUSTENTO BÍBLICO (porque si no NADA tiene validez), sabremos si es verdad o es mentira…

 

Empecemos analizando la PARÁBOLA DE (de aquí nos vamos a basar):

 

 https://sergioacosta2012.files.wordpress.com/2012/02/parabola-del-rico-y-lazaro.jpg?w=640

El rico y Lázaro (LUCAS 16:19-31).

 

19 Había un hombre rico, que se vestía de púrpura y de lino fino, y hacía cada día banquete con esplendidez. 20 Había también un mendigo llamado Lázaro, que estaba echado a la puerta de aquél, lleno de llagas, 21 y ansiaba saciarse de las migajas que caían de la mesa del rico; y aun los perros venían y le lamían las llagas.

22 Aconteció que murió el mendigo, y fue llevado por los ángeles al seno de Abraham (CIELO); y murió también el rico, y fue sepultado. 23 Y en el Hades (INFIERNO) alzó sus ojos, estando en tormentos, y vio de lejos a Abraham, y a Lázaro en su seno.

24 Entonces él, dando voces, dijo: Padre Abraham, ten misericordia de mí, y envía a Lázaro para que moje la punta de su dedo en agua, y refresque mi lengua; porque estoy atormentado en esta llama. 25 Pero Abraham le dijo: Hijo, acuérdate que recibiste tus bienes en tu vida, y Lázaro también males; pero ahora éste es consolado aquí, y tú atormentado. 26 Además de todo esto, una gran sima está puesta entre nosotros y vosotros, de manera que los que quisieren pasar de aquí a vosotros, no pueden, ni de allá pasar acá.

27 Entonces le dijo: Te ruego, pues, padre, que le envíes a la casa de mi padre, 28 porque tengo cinco hermanos, para que les testifique, a fin de que no vengan ellos también a este lugar de tormento. 29 Y Abraham le dijo: A Moisés y a los profetas tienen; óiganlos. 30 Él entonces dijo: No, padre Abraham; pero si alguno fuere a ellos de entre los muertos, se arrepentirán. 31 Mas Abraham le dijo: Si no oyen a Moisés y a los profetas, tampoco se persuadirán aunque alguno se levantare de los muertos.

 

 

 

INTRODUCCIÓN Conociendo a Dios y al enemigo.

 


http://www.la-arania.com/mundo/images/stories/Espirituales/ElCieloYElInfierno.jpg

 

Partiendo de aquí empezaremos. Hay muchos que dicen que el cielo y el infierno no existen, gente que piensa que al morir no van a ir a ningún lado ¿No se han topado con personas que piensan así? Yo sí, he escuchado a muchos decir que una vez que mueres “SE ACABÓ EL JUEGO”, que ya no hay más, que no tenemos alma o espíritu y por eso cuando te sepultan no vas para ningún lado. Pero también he escuchado a otros decir que sí creen en el cielo pero NO en el infierno; que si creen que existe Dios pero que no existe satanás o el diablo.

 

Pues bueno déjenme decirles que si uno dice creer que existe Dios, entonces por ende debe existir una entidad maligna que sería la contraparte de LO BUENO; porque si decimos que existe el BIEN, entonces también existe el MAL ¿no lo creen? (todo mundo sabe ésta ley de la vida, no  la estoy inventando). Es algo que ya existía desde siempre, se podría decir que desde antes de la fundación del mundo. Sería muy controversial pensar que no existe el cielo ni el infierno o que ni Dios ni satanás existen, entonces sería como decir QUE NI LO BUENO NI LO MALO EXISTEN, cuando en nuestra realidad lo EXPERIMENTAMOS EN CARNE PROPIA ¿VERDAD o MENTIRA queridos amigos? Contéstese a usted mismo.

 

Cuántas noticias no vemos de gente que roba, mata, viola, secuestra y más ¿acaso eso no es MALDAD o MALO? Obviamente no vendría de Dios (si decimos que él es la parte BUENA) ¿Entonces de quién vendría? ¿Acaso no vendría de la parte MALA o de alguna entidad MALIGNA (a la cual atribuiremos el nombre de diablo, satanás o demonio)?. Amigos no se espanten cuando lean estas palabras, pues en la misma BIBLIA se menciona como tal, MIREN PARA QUE SEPAN QUE NO LES MIENTO:

 

Apocalipsis 12:9 dice:

Y fue arrojado el gran dragón, la serpiente antigua que se llama el diablo y Satanás, el cual engaña al mundo entero; fue arrojado a la tierra y sus ángeles fueron arrojados con él.

 

 

No solo apocalipsis lo menciona con su nombre, también en otros pasajes de la biblia se menciona como tal. Aquí hay más bases bíblicas (si gusta buscar en las sagradas escrituras):

 

"El diablo peca desde el principio" (1 Juan 3:8)

Jesús dijo: "Yo veía a Satanás caer del cielo como un rayo" (Lucas 10:18).

"¡Ay de los moradores de la tierra y del mar! porque el diablo ha descendido a vosotros con gran ira, sabiendo que tiene poco tiempo" (Apocalipsis 12:12).

"Vuestro adversario el diablo, como león rugiente, anda alrededor buscando a quien devorar" (1 Pedro 5:8).

Y no es maravilla, porque Satanás mismo sigue transformándose en ángel de luz (2 Corintios 11:14).

…para que no seamos alcanzados por Satanás, porque no estamos en ignorancia de sus designios (2 Corintios 2:11).

Sujétense, por lo tanto, a Dios; pero opónganse al Diablo, y él huirá de ustedes (Santiago 4:7).

Pónganse la armadura completa que proviene de Dios para que puedan estar firmes contra las maquinaciones del Diablo… (Efesios 6:11).

 

Aquí hay versículos que hablan de Dios (todo con bases bíblicas):

 

Y el mismo Jesucristo Señor nuestro, y Dios nuestro Padre, el cual nos amó y nos dio consolación eterna y buena esperanza por gracia, conforte vuestros corazones, y os confirme en toda buena palabra y obra. (2 Tesalonicenses 2:16-17)

Y nosotros hemos conocido y creído el amor que Dios tiene para con nosotros. Dios es amor; y el que permanece en amor, permanece en Dios, y Dios en él. (I Juan 4:16)

Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna. (Juan 3:16)

"Aquél, respondiendo, dijo: Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con todas tus fuerzas, y con toda tu mente..." (Lucas 10:27)

"Te amo, oh Jehová (Dios), fortaleza mía." (Salmos 18:1)

“Más del Hijo dice; Tu trono, oh Dios, por el siglo del siglo; Cetro de equidad es el cetro de tu reino.” (Hebreos 1:8)

 

Volviendo al tema, si en la misma biblia se habla de una entidad maligna que se conoce por muchos nombres (como leímos en el texto de arriba), quiere decir que también existe una entidad BUENA, a la cual se le atribuye el nombre de DIOS (Dios Padre, Hijo y Espíritu Santo) como todos sabemos. Estas preguntas que voy a hacer van a sonar como de Primaria o preescolar (kínder) pero así como son básicas esas preguntas, también son básicas y obvias sus respuestas. Si decimos que existe Dios ¿DÓNDE VIVIRÍA? ¿EN EL CIELO O EN EL INFIERNO? Y si decimos que existe el diablo ¿DÓNDE VIVIRÍA ÉL? ¿EN EL CIELO O EN EL INFIERNO? Perdónenme si les pregunto esto, pero es necesario para que puedan comprender el resto de este artículo, será fascinante conocer la verdad. Entonces ya sabemos que existe un enemigo y Dios. Ahora analicemos el lugar donde habita el Padre y dónde habita el enemigo.

 

 

 

 

EL CIELO Y DIOS


https://2.bp.blogspot.com/-U53cb4pAwfM/UDaPossvbII/AAAAAAAAAPE/KElq5jbEf5E/s1600/escalera-al-cielo1.jpg

 

Si decimos que existe Dios entonces por ende existe el CIELO, porque ahí es donde habitan los ángeles y toda persona que aceptó a Jesús en su vida como dice la palabra:

 

Juan 14

Jesús, el camino al Padre

 

No se turbe vuestro corazón; creéis en Dios, creed también en mí. En la casa de mi Padre muchas moradas hay; si así no fuera, yo os lo hubiera dicho; voy, pues, a preparar lugar para vosotros. Y si me fuere y os preparare lugar, vendré otra vez, y os tomaré a mí mismo, para que donde yo estoy, vosotros también estéis. Y sabéis a dónde voy, y sabéis el camino. Le dijo Tomás: Señor, no sabemos a dónde vas; ¿cómo, pues, podemos saber el camino? Jesús le dijo: Yo soy el camino, y la verdad, y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí.

 

Se dice en la palabra que es un lugar donde reina la paz, la tranquilidad, el amor, en pocas palabras TODO LO BUENO. El cielo es un lugar de reposo, donde no hay más llanto ni sufrimiento, sino que todo es hermoso y bello ante nuestros ojos, porque ahí es donde mora nuestro Señor (Dios Padre, Hijo y Espíritu Santo). Les dejo más versículos para que vean que está escrito en la biblia y no es invento mío:

 


Mateo 18:10 “Mirad que no menospreciéis a uno de estos pequeños. Porque os digo que sus ángeles en los cielos ven siempre el rostro de mi Padre que está en los cielos.”

Apocalipsis 21:4 El enjugará toda lágrima de sus ojos, y la muerte no será más, ni habrá duelo, ni clamor, ni dolor, porque las primeras cosas pasaron. “

Apocalipsis 22:5 …Y la noche no habrá más. Ellos no necesitarán luz de lámpara ni de sol, porque el Señor Dios los alumbrará y reinarán por los siglos de los siglos.

1 Corintios 2:9 …Pero, como está escrito: “Cosas que ojo no vio, ni oído oyó, ni al corazón del hombre imaginado, lo que Dios ha preparado para los que le aman”.

Filipenses 3:20-21 …Mas nuestra ciudadanía está en los cielos, de donde también esperamos al Salvador, al Señor Jesucristo, el cual transformará nuestro cuerpo miserable para que sea como su cuerpo glorioso

 

Si de verdad queremos estar ahí el día que nuestros cuerpos dejen de funcionar, lo mejor es esforzarnos para ser dignos de poder entrar y conocer a nuestro amado Señor. Tómelo o déjelo, es a consideración de cada quien, todo ser humano tiene un libre albedrío.

 

Ahora también dice la palabra que NO SEREMOS SALVOS por hacer buenas obras para que nadie se jacte de nada en el día del juicio final, solo podemos ser salvos por medio de JESUCRISTO ¿Por qué? Porque así está escrito en la palabra, veamos:

 

Porque por gracia habéis sido salvados por medio de la fe, y esto no de vosotros, sino que es don de Dios; no por obras, para que nadie se gloríe (Efesios 2:8-9).

Jesús le dijo: Yo soy el camino, y la verdad, y la vida; nadie viene al Padre sino por mí (Juan 14:6).

Jesús le dijo: Yo soy la resurrección y la vida; el que cree en mí, aunque muera, vivirá… (Juan 11:25).

 

Por ejemplo, alguien que fue asesino y ladrón diría ante el gran juicio final delante de la presencia de Dios: “Dios, yo sé que tú eres bueno y misericordioso y sé que me dejarás entrar en tu reino, estoy consciente de que me equivoqué, robé y maté pero quiero pedirte perdón ahora…” ¿Qué cree usted que diría Dios en aquel día? ¿Usted cree que merece una oportunidad cuando ya todo acabó (porque es el día del juicio final) cuando tuvo una larga vida llena de placeres y jamás buscó a Dios, ni un solo momento? Si Dios lo perdonara ahí mismo diríamos que sería un MAL JUEZ, porque entonces tendría que solapar a MILES DE PERSONAS aquel día, porque si le perdona a uno tendría que perdonar a toda la humanidad para que todos fueran al cielo (si no la gente pensaría que es un mal Dios e injusto) mientras que los que sí se esforzaron por agradar a Dios estarían muy enfadados con Dios por permitir semejante cosa; entonces todo lo que la gente “buena” hizo fue en vano, habrán predicado la palabra en vano, habrán ido a la iglesia en balde y todo sería invalido. Toda la humanidad pensaría de Dios lo peor, que fue un mal juez, que fue injusto lo que hizo y más.

 

Por eso la BIBLIA dice que solo por medio de LA FE EN CRISTO JESÚS se puede ser salvo, las obras son por añadidura por decirlo así, no es que haciendo buenas obras vayan a ser salvos, NO, solo por medio de Jesús y ¿cómo? Aceptándolo en tu corazón, así de simple y sencillo, lo que pasa es que la gente es tan orgullosa y vanagloriosa que ni siquiera se atreven a mencionar el nombre de Jesús y mucho menos lo pueden escuchar porque es como un tormento para ellos. Pero la palabra de Dios es bien clara cuando dice:

 

Que si confiesas con tu boca a Jesús por Señor, y crees en tu corazón que Dios le resucitó de entre los muertos, serás salvo; porque con el corazón se cree para justicia, y con la boca se confiesa para salvación. (Romanos 10:9-10).

Por tanto, todo el que me confiese delante de los hombres, yo también le confesaré delante de mi Padre que está en los cielos; Pero cualquiera que me niegue delante de los hombres, yo también lo negaré delante de mi Padre que está en los cielos. (Mateo 10:32-33).

 

https://1.bp.blogspot.com/_pwEgF3IKxf0/TQpo9un9WiI/AAAAAAAABuc/yyaC3ezjxvo/s1600/CAMPO.jpg

 

Así de fácil es poder ser salvo, no te está pidiendo Dios que vendas tu casa y te quedes en la calle, no te pide que dones todo tu dinero y se lo des a los pobres, ni que mueras por alguien más para que puedas ser salvo y entrar en su reino (EL CIELO) solo te dice: “CREE CON EL CORAZON Y CONFIESA CON TUS LABIOS QUE JESÚS TE PUEDE SALVAR” y ya, nada más eso nos pide Dios ¿Es difícil de aceptarlo? ¿Es imposible de mencionarlo? No verdad, solo hace falta humildad en el corazón y hacer a un lado el orgullo. No nos avergoncemos de aceptar a Jesús en nuestras vidas públicamente, para que él no se avergüence de nosotros cuando estemos delante de su presencia. Ahora que si no sabes orar amado lector pero te gustaría recibir a Jesús en tu vida, ahí mismo donde te encuentres puedes orar de esta manera (con todo tu corazón porque esto no es un juego, es algo serio y verdadero, lo verás cuando tu VIDA EMPIECE A CAMBIAR):

 

“Yo creo, Señor Jesús te pido me perdones de todo pecado cometido en el pasado, yo creo que me puedes ayudar, yo creo que moriste y resucitaste al tercer día, solo te pido que escribas mi nombre en el libro de la vida, porque tu palabra dice que nadie va al Padre si no por Ti. Te acepto como mi Señor y Salvador, amen.”

 

Mire estimado lector, si usted no puede creer en esta palabra porque piensa que yo lo dije, tengo que decirle que NO lo digo yo, no lo estoy inventando nada más porque se me ocurrió y solo hablo por hablar; esto está escrito en la PALABRA DE DIOS, LA BIBLIA, pero si usted estimado lector NO quiere leer su biblia para saber si es verdad o mentira, con todo respeto pero yo ya no puedo hacer más por usted (tampoco lo voy a obligar a que crea en esto), yo solo hablo de todo lo que está escrito en la biblia y de experiencias que he tenido. Ahora que si usted lector ha leído en la biblia acerca del cielo y el infierno, pero resulta que se le dificulta entender o creer en ello, lo único que le puedo aconsejar es que ore a Dios y que él sea que le confirme si es verdad o no, o pídale sabiduría y entendimiento para poder comprender SU PALABRA (la de Dios, no la mía).

 

Usted y solo usted elige a donde quiere que su ALMA- ESPÍRITU vaya, si es de las personas que no cree en el cielo ni en el infierno hágase estas preguntas:

 

 

¿QUÉ PASARÍA SI TODO FUERA VERDAD? ¿EN SERIO PIENSA QUE SUS FAMILIARES DESAPARECIERON PARA SIEMPRE? No ha pensado que pasaría si el día de hoy muere ¿A dónde iría usted? ¿Quedaría enterrado usted para siempre? ¿Ha pensado en la posibilidad de ir a un cielo o un infierno?